Existe un prejuicio contra el etanol brasileño en el exterior, especialmente en Europa, ya que los debates internacionales giran en torno a la producción de etanol en comparación con los alimentos. Esa es la opinión de la embajadora Conferencia de FO Lichts Azúcar y Etanol de Brasil, por Mariangela Rebuá embajadora y directora del Departamento de Energía del Ministerio de Relaciones Exteriores de Brasil.”Este es un gran desafío, porque el mundo sigue pensando que la producción de caña de azúcar para el etanol roba el espacio de la comidal y hemos participado en varios debates sobre el tema que demuestra que esta no es la realidad. Eso es un tipo de prejuicio que hay sobre el etanol, pero intentamos mostrar que producimos una bioenergía sostenible. Podemos integrar la producción de alimentos con la bioenergía a partir de caña de azúcar y aún se puede utilizar sus desechos para la cogeneración “, recuerda.

Ella dijo que el Departamento de Energía de Estados Unidos, reconoció que los biocombustibles contribuyen a la reducción de gases de efecto invernadero en un 80%,además de tener una capacidad de energía de gran tamaño.

Para la embajadora, el gran reto en el mundo de hoy es adaptarse a la nueva realidad de los precios del combustible y participar en la carrera global en busca de los biocombustibles. “Todo esto se refleja en los debates internacionales y han evaluado el papel de la bioenergía en la introducción del etanol en la matriz energética, y demostramos que Brasil tiene la matriz energética más limpia del mundo.”

Mariangela explicó que según la Agencia Internacional de la Energía, la bioenergía puede tener una participación del 4% al 7% en la nueva producción de energía mundial para 2020.

img1135

Tags:
X